Héroes Anónimos

batman-silla-de-ruedas_thumbSiempre he admirado a personas con discapacidad que logran una vida convencional, o sea, un trabajo, fundar una familia y poseer un noble corazón; los aprecio más que a  los famosos, que tienen su merito, pero es más fácil escalar montañas, ser campeón deportivo, activistas o artista, que tener una vida plena y ayudar al desafortunado desde el anonimato.

Tengo un grupo lindo de cuates que nos reunimos a celebrar desde hace 8 años 3 veces al año, semana santa, cumpleaños y navidad. Quiero escribir sobre dos de ellos, de quienes aprendí más de lo que ellos dicen que aprendieron de mí.

Raúl

Ya alguna vez lo mencioné, uno de mis amigos, a quien nombraré *Raúl, es un tipazo, no habla mucho pero estudia cada palabra que dice. Saliendo de la adolescencia una bala perdida le provocó paraplejia, su madre es ciega y entonces no contaba con padre.

Teniendo escasa escolaridad, aquel chavo no se dejó. A los meses de su salida del hospital se puso a vender en la calle, vendía de todo, pero hubo un producto que fue el más aceptado por sus clientes. Raúl entonces llamó a otros colegas en silla de ruedas para que le ayudaran a vender, financiando la compra del producto y quedándose con una escasa comisión. – La ambigüedad es para preservar el anonimato-

Mi amigo la hizo. No es millonario, ni famoso o de aquellos que protestan por los derechos, pero financia su vida, ayuda a su madre y hasta pagó estudios de un hermano. Anda en un carro que adapto. Este fin de año lo vi muy feliz, su novia de años es ya su esposa (fue súper traidero, es bien parecido).

El Señor

Este es el culpable de nuestras reuniones. Hace años yo llamaba a las radios a los programas de compras, ventas, Etc. Ofrecía mis servicios desde mi casa pues refería que no podía salir a trabajar por limitaciones físicas. El *Señor me llamó un día, me dijo que él estaba en silla de ruedas y que quería ser mi amigo. Me sorprendió y tuve mis reservas pues era raro para mí el que alguien llamara para ofrecer amistad. De vez en cuando me llamaba y me contaba que llevaba ya muchos años de casado, que desde joven padeció una enfermedad que poco a poco lo dejó sin poder caminar, pero igual se ganaba la vida vendiendo algunas cosas.

Un buen día nos conocimos, yo llegué al extinto 4 Grados Norte, ahí expuse unas pinturas y él expuso esculturas. Conoció a mi hijo, y yo a su esposa, ella una persona maravillosa; mientras mi hijo y él se hicieron grandes cuates. Aquel amigo (el primero que yo tuve con discapacidad) nos invitó a su casa un día feriado, y desde entonces es un lugar al que tengo que ir para sentir amistad de la buena.

La esposa del Señor contó como él cierta vez hospedó a un indigente salvadoreño con SIDA, esto aun en contra de la opinión familiar. Lo alimentó y realizó los trámites en la embajada, que no le ponían mucho coco, pero que logró la repatriación de aquella persona. Y así como esto, hay tantas historias de él, de su gran corazón. Solo agrego que todos nos conocimos por su bendita manía de hacer amigos…haaa y me presentó a mi primera novia después de mi separación.

La evolución

Este año sumaron 2 los que ya no nos acompañarán, mi hijo y uno de mis amigos ya nos esperan en la eternidad. Los años han pasado y ahora ya no hablamos de sueños o discapacidad, ahora hablamos de negocios, nuestras parejas (la mayoría), futbol y nuestro tema favorito: filosofar sobre ideologías políticas y religiosas.

No hay nada como estar con personas cuya vida no apela a la discapacidad (aunque los afecte), sino es tan común, que nadie se da cuenta del traje de Superman que cada día portan bajo sus ropas para dar esperanza a quien tiene la fortuna de cruzarse en su camino.

Un artículo de Byron Pernilla para Asodispro

*nombre ficticio

Anuncios

Pienso que:

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s